• Nómada Tropical

SAH WAH DEE KHRAP TAILANDIA!


Tailandia es un destino el cuál creemos que uno debe dedicarle un tiempo considerable para poder ver y conocer todo lo que esconde este país Asiático. Es impresionante la distancia que viajamos para estar solo 4 días… pero uno nunca se queja de las aventuras: esta fue nuestra 5ta parada del Marriott Luxury World Tour.


El plan era sencillo: Llegar a Phuket donde agarramos un bus por tres horas en dirección a Krabi hasta llegar al Phulay Bay, a Ritz-Carlton Reserve. Fue una estadía de lujo, donde recargamos nuestra energías sumergidas en la cultura tailandesa. Nos dió mucha lástima no habernos podido quedar más días pero este abrebocas tailandés sin duda nos dio mucho para tener en cuenta y planear otro viaje a este destino.


El hotel estuvo de película. Situado frente al mar en la bahía de los Hong Islands, nos pudimos desconectar de todo y dejar que nos consintieran como se debe. Y literalmente así fue; desde el momento en que llegamos la hospitalidad de todo el staff estuvo tan personalizado que en ningún momento nos faltó algo.


La entrada del hotel espectacular! Es llamada Sala Srichan y tiene 2000 velas que son encendidas todas las tarde como parte del ritual del hotel. Es simplemente un espectáculo para apreciar. Y ni hablemos de las habitaciones: los detalles de la cultura tailandesa plasmadas en cada esquina de los cuartos simplemente son pensados a la perfección. 

Un detalle muy cool de los hoteles Reserve de Ritz Carlton es que están en áreas alejadas de todo movimiento turístico generalmente en zonas privilegiadas en cuanto a naturaleza. Dicho esto se podrán imaginar la tranquilidad y belleza natural que nos rodeaba a todo momento.


Tuvimos una experiencia muy especial con un desayuno que nos organizó el hotel en una de las famosas Hong Islands.

Hicimos el recorrido zarpando del hotel en barcas tailandesa tradicionales llamadas Ruea Hang Yao.  Cuando llegamos a nuestro destino, teníamos un brunch preparado en un paisaje de película. Las aguas cristalinas y los islotes a nuestro alrededor armaban una impotencia de la naturaleza que es simplemente algo extraordinario para ver. Sin duda les recomendamos visitar las Hong Islands para entender y disfrutar de lo que les hablamos.


Dentro del hotel pudimos experimentar muchos elementos tailandeses ya que el hotel quiere resaltar la cultura y que los huéspedes puedan llevarse una experiencia completa sin tener que salir del hotel. Tuvimos clases de cocina tailandesa, entrenamientos de thai boxing, clases de artesanías locales y coctelería; y para rematar tuvimos una ceremonia de ofrenda Budista en donde pudimos recibir la bendición de los monjes.


Solo tenemos algo que decir: Tailandia, volveremos muy pronto!



Un abrazo viajero, 

Gaby y Patrick

0 views

© 2019 by NomadaTropical.

Proudly created with Wix.com

Deja tu mensaje

  • Facebook
  • Twitter
  • YouTube
  • Pinterest
  • Instagram

Síguenos en nuestras redes sociales

- Nómada Topical